Oración de la noche.


Haz esta oración encomendada a Dios misericordioso y todopoderoso, hazla con mucha fe todas las noches, para termines tu día con la bendición del señor, nunca pierdas la fe porque la oración y la palabra tiene su fuerza y más si está dirigida en el nombre de Dios, nunca pierdas las esperanzas porque nuestro amado padre jamás la perderá de nosotros.

Dios amado, gracias porque este día estuvo lleno de muchas bendiciones un día con colores radiantes luminosos, porque hoy estabas allí a mi lado, dame una noche llena de paz que mi corazón no toque el rencor y el odio, que solo entre el amor y la bondad para mi prójimo.

Gracias por brindarme un mundo de posibilidades, un entorno lleno de alegrías, de salud y de abundancias, todas las cosas buenas que hay en este mundo son milagros que vienen de ti, todas tus energías giran entorno de nosotros y nos reconfortan con vitalidad y energía.

Siempre tengo presente tu palabra en mi mente y corazón, cada minuto de este día lo he vivido teniéndote siempre presente, gracias por hacerme una buena persona, porque siempre me llenas de riquezas espirituales y mi alma se alimenta de todas tus bendiciones.

Me siento hoy que he llegado a mi casa con un feliz término, porque mi día hoy estuvo lleno de aprendizajes significativos, he realizado todas mis actividades con los mejores resultados, gracias Dios porque sé que tienes para mis planes maravillosos y todo se debe a tu divina presencia.

Dios poderoso y eterno bendice mis sueños, bendice mi noche, que ninguna mal quiere acechar mi hogar, nunca abandones a mis seres queridos y bendícelos con una noche llena de paz y armonía, para que mañana despierten con la mejor disposición y recargados de optimismo.

Padre mi Dios, mi padre, gracias por oírme, gracias por hacerme llegar a casa, gracias por todos los momentos vividos hoy, me siento orgulloso porque me amas y me quieres como tu hijo prodigo, gracias por este techo, gracias por este hogar y por tu bendición. Amén.

Haz todas las noches esta oración con mucha fe, ora encomendándote a Dios padre todopoderoso, para que tengas una noche llena de bendiciones y agradecer por todo o recibido, en el nombre de Dios.