Oración de la noche.


Llega la noche amado Dios y me entrego a tu descanso, hoy me pongo bajo tu manto y tus manos y así despertar abrigada bajo tu infinito amor, gracias por estar siempre brindándome todas tus bendiciones, de tener un nuevo día un nuevo comienzo y nuevo amanecer, porque solo a tu lado me siento protegida y refugiada.

Te doy gracias por este techo que hoy me protege del frio y la tempestad, igual te pido por todas esas personas que hoy no tengan un techo donde refugiarse, que lo cubras con tu manto sagrado para que lo resguarde de las tempestades y lo protejas del peligro de la calle.

Toda la noche me uno a ti en oración Dios para agradecerte por todas tus bendiciones y si en este día cometí errores o dije algo indebido y lastime a alguien con mis palabras, te pido humildemente que me perdones y me das la fuerza necesaria para no volver en pecado y llenes mi corazón de amor.

Dios padre celestial siempre te daré gracias por la fuerza que me das, por permitirme que mi día lo termine a feliz término, te agradezco por iluminar mi camino cada día, gracias por permitirme siempre estar con mis seres queridos porque cada día que pasamos juntos es un regalo de la vida.

Gracias amado Dios, por mis padres, por mi familia, por mi empleo por mis amigos, por todas aquellas personas que forman parte de mi vida, gracias por mantenerme siempre unida a ellos en unión, en paz, en armonía, en salud y en bienestar para llenarme de energía y fortaleza.

Todas las noches mi señor te alabo e imploro, porque sé que siempre estás conmigo a mi lado cuidándome, amándome y aunque en algún momento me olvide de ti en el día, tus estas allí vigilándome y guiando todo lo que hago, gracias por permitirme ver lo hermoso que estar a tu lado y ver las grandezas de tu cielo.

Gracias Dios por permitirme esta reflexión, esta oración, y estar más cerca de ti e ir a mi cama en santa paz, porque cada día aprendo a hacer mejor persona y es gracias a tu misericordia. Amén.