Oración para hoy lunes.


Haz la oración todos los días, para que te aferres y acerques a las bendiciones de nuestro amado Dios y sientas la calma y serenidad que tu mente y tu cuerpo necesitan para comenzar esta jornada, ora con mucha fe y devoción y extiende tus brazos a un Dios justo y noble que nunca te va a desamparar porque eres su hijo y protegerá por siempre.


Agradezco por siempre estar a mi lado, por las oportunidades que se presentan en mi vida, por las puertas que se abren para emprender un mejor trabajo, por darme todas tus bendiciones y tu infinito amor, porque a mi corazón ha llegado la humildad y sencillez, aleja de vida todo lo negativo y has te este día el mejor de todos.


Dios querido que el comienzo de este hermoso día sea fructífero para mí y para todas aquellas personas que están en mi vida, dame el conocimiento, el don de la sabiduría para tomas las decisiones correctas que sean favorable para mí, que todos mi actos y acciones sean guiados por ti.


Cada nuevo día que me levanto, en nombre de ti mi amado Dios, elevo oración por mí y por las personas que amo, siempre guíanos, protégenos, bendícenos y así permitir unirnos nuevamente en nuestras casas, llenos de mucha alegría, de paz, de esperanza, porque a pesar de las adversidades somos una familia unida.


Dios que, en este bello día, lleno de tus maravillas se multipliquen mis energías, se renueva mi espíritu, se renueva mi energía y todas tus bendiciones desciendan sobre mi vida, sobre mi familia, mis seres queridos y sobre el mundo, gracias por estar cada momento a mi lado.


Siempre me encomiendo ante tu justa presencia mi Dios, para que cuides de mi hogar y de mi trabajo, aleja todo lo malo que nos pueda acechar y te pido la bendición para salir a la calle en santa paz, en el nombre de Dios.


Padre celestial, mi Dios todo poderoso en este nuevo día pongo en tus manos a mis seres queridos, que cada día estén aferrados más a tu misericordia y no lo alejes de tu presencia, así como estoy yo cada nuevo amanecer alabándote y orándote porque he depositado en ti mi existencia.


Ora todas las mañanas en compañía de tus seres queridos, familiares y amigos para que reciban las gracias de Dios, este día va que va a comenzar, en el nombre de Dios, del hijo y del espíritu santo. Amén.