Oración de la noche


Realiza esta oración con mucha fe y amor todas las noches, entra en comunión con nuestro Dios eterno y agradece por el hermoso día que has vivido, por llegar a casa con tu familia y compartir con ellos en paz, en armonía, en unión, para que bendiga tu hogar y puedan dormir con la bendición del señor y estén protegido bajo su inmensa misericordia.


Espero padre haber hecho tu voluntad, haber cumplido con tus mandatos, espero no haber cometido errores graves que no me permitan progresar en mi camino hacia la perfección, espero haber contribuido a manifestar siempre la honradez entre los hombres y llenar este mundo de alegría, de amor y de paz, espero de todo corazón esto.

Espero padre que en este periodo de tiempo que ya finalizo, mi contribución para los demás haya sido de mucho beneficio, espero haber dicho las palabras correctas, espero haber estado en el momento apropiado, espero haber dado consuelo, espero no haber perdido la oportunidad de hacer el bien y de ser un reflejo de tu perfección.

Con la llegada de la noche hago una revisión de todo lo que paso hoy y me siento muy agradecido por tanto amor, por tanta paz, por tanta entrega desinteresada por hacer de mí una persona más sabia, una persona más justa, una persona sin rencores, que sabe perdonar y olvidar y sobre todo alguien que aprende de sus errores.

Sé que el futuro no existe no ha sido creado y que mañana no ha llegado aún, pero quiero cuando despierte sentir el mismo entusiasmo, el mismo vigor, la misma fe por la vida, las mismas ganas de luchar y superar mis metas, quiero sentir que no hay obstáculos reales que impidan la consecución de mis sueños y proyectos.

Todo en esta vida llega en su momento preciso y correcto, no me permitas adelantarme a los acontecimientos, no me permitas hacer lo que no se debe hacer, no me permitas desesperarme por no ver los resultados de mis plegarias y hazme entender que tu tiempo es perfecto y lo que deba ocurrir va ocurrir para bien o para mal.

Solo me queda señor darte las gracias por todo lo que me regalas a mí y a cada uno de mis hermanos, suelto y libero, aquí y ahora todo patrón antiguo grabado en mi mente y cuerpo de no merecer o no es bueno tener o pedir decreto que sean borradas para siempre y me abro a la corriente universal de dar y recibir. Gracias. Amen.


Ora todas las noches con la familia, oren con Dios, recen el padre nuestro y el ave María, para dar gracias por tener una bella familia y estar siempre bajo la bendición del señor y reciban de él todos los favores que necesiten. Amén.