Oración de hoy Miércoles.


La oración alimenta el alma, todos los días en la mañana realiza esta bella oración para que inicies el día con fuerza, con optimismo y sobre todo con la bendición de Dios, agradece por estar hoy presente con tus familiares y seres queridos, siempre haz esta oración con fe y esperanza de un mejor día.


Amado Dios gracias por este hermoso día, un día para acercarme a ti y para alabarte, siempre llevare en alto tu nombre como el ser supremo que eres, pongo en tus manos a mi familia para que siempre lo acompañes y los lleves por el camino del bien, el camino de la fe hacia ti.


Hoy te agradezco por darme la oportunidad de tener un día más para poder enmendar mis errores, un día más para darle amor a mi prójimo, un día más para reflexionar, un día más para entregarte todo mi amor y jamás dejar de agradecerte por tu inmenso amor.


Amado padre gracias porque en este nuevo día me siento con más fuerzas y con mucha fe, sé que todo mejorará, sé que cada día la situación familiar, económica, laboral va a mejorar, jamás pierdo mi fe hacia ti, guíame siempre para tener el mejor de los días.


Declaro amado padre que hoy es y será el mejor día de mi vida, que todo será mejor, que gracias a tu inmenso amor me siento lleno de vida que me he alimentado de tus bendiciones, que hoy me regalas el mejor de los días para afrontar cualquier obstáculo con gallardía.


Te pido mi Dios por todas aquellas personas que no se encuentran bien de salud, te pido que en este nuevo día los reconforte y que alejes de sus vidas cualquier dolor que los aqueje, tu eres amoroso y bondadoso, aleja de sus vidas cualquier sufrimiento, te lo pedimos señor con mucha devoción.


Gracias mi Dios misericordioso por oír mis plegarias y agradecimientos, por entenderme y saber que no soy perfecto, gracias mi Dios eterno por darme la calma que necesito para emprender este nuevo comienzo día y salir de mi casa bendecido por ti. Amén.


Siempre al despertar ora con fe y con mucha esperanza que tienes a tu lado a nuestro amado Dios, el ser supremo que jamás se olvidará de ti y de los tuyos, ora con fe porque siempre serás escuchado.